Saltar al contenido

Guia de burgos, una guia para viajar a burgos

1 mayo, 2018

Burgos es una ciudad preciosa, ahora , si vas a vsiitarla entre los meses de septiembre-Marzo, abrigate bien! que frio hace, y mucho! jejeje

Podemos decir que Burgos es, gracias al Yacimiento de Atapuerca, uno de los primeros asentamientos del hombre en Europa, por lo que el peso de los siglos y de la historia se deja sentir en cada piedra, en cada calle de la ciudad y a a cada paso. Tanto la capital como la provincia están plagadas de iglesias, ermitas, palacios, torres, monasterios y castillos que dan fe del transcurrir del tiempo por sus tierras y de su gran riqueza y evolución histórica.

La primera visita, sin duda, debe ser la Catedral, que es Patrimonio de la Humanidad y que fue construida en apenas 40 años, lo que explica la unidad de estilo, a diferencia de otras catedrales españolas, que aúnan gótico, renacimiento y barroco en sus muros, ésta sigue casi enteramente al gótico francés. Aunque, precisamente, su cimborrio (la torre sobre el altar) es plateresca, y de ella dijo Felipe II que es “obra de ángeles, no de hombres”. También hay que admirar su Escalera Dorada, de Diego de Siloé, de gran originalidad y riqueza decorativa y la sillería del coro.

Uno de los personajes ilustres ligados a la historia de la ciudad, es El Cid, y en el Cantar de su vida se menciona el Arco de Santa María, una de las puertas de la ciudad. En el siglo XVI se reconstruyó esta entrada convirtiéndola en una especie de castillo, dándole un aspecto señorial que conserva hoy día. Su decoración es un repaso a la historia de Castilla: Diego Porcelos, fundador de la ciudad, Fernán González, primer conde de Castilla…

Muchos son los monumentos que adornan la ciudad, y muchos de ellos se pueden conocer gracias a las rutas urbanas temáticas que existen. Todas son gratuitas, y existen folletos explicativos del recorrido. Burgos amurallado, Los Museos, Camino de Santiago, Burgos Gótico, Ruta de El Cid… son muy fáciles y sencillas, de corta duración y que permiten conocer las calles de la ciudad palmo a palmo.
Pero tampoco podemos dejar de visitar el Monasterio benedictino de Silos, que se hiciera famoso para el gran público tras la publicación de un disco de cantos gregorianos por parte de los monjes. Posee uno de los claustros románicos más importantes de Europa, y es visitable, excepto los lunes, que cierra. Todos estos secretos encierra una tierra que está apostando por ser la capital europea de la cultura en 2016, una apuesta del municipio que está llevando decenas de actividades culturales a la capital cidiana (teatro, conciertos, exposiciones…) y que además ha hecho que gran parte del casco urbano se remodele y restaure.

Una novedad que no os deberéis perder, es el nuevo Museo de la Evolución Humana que ha abierto sus puertas este mismo verano y que se sitúa en unos sobrios por fuera pero esplendorosos en su interior conjunto de edificios del arquitecto Navarro Baldeweg. Un didáctico museo en el que podréis descubrir los orígenes de nuestra especie, es muy recomendable que para que disfrutéis plenamente de vuestra visita es que optéis por la entrada combinada de entrada al museo y visita a los yacimientos y al parque arqueológico que cuesta un total de 14 euros.
Y como toda buena tierra, burgos esconde muy buenos manjares. Os recomendamos que acudáis a restaurantes como Fabula, El Ojeda o, un poco más alejado, el Restaurante Palacio Landa, para que descubráis que el buen comer es todo un cuidado arte.