Las aerolíneas chinas buscan 700 pilotos en España

Tal como recordarás las noticias acerca del apogeo que se vive actualmente en el sector aeronáutico de Asia, así como en el rubro hotelero en China y el del mercado turístico en general en esta parte del mundo, todo ello ha traído como resultado que este continente esté a punto de convertirse en el principal comprador de aviones durante 20 años adelante y el mayor empleador de profesionales que operen dichas naves.

¿Exportación de pilotos españoles?

Todos saben que España vive una de sus más profundas crisis económicas y que ello ha arrastrado al sector de aeronavegación, provocando el cierre de varias de sus compañías aéreas, tales como Air Europa y, sobre todo, la quiebra de Spanair.

Ahí es donde entra a tallar la alta -e inminente- demanda de pilotos de China, protagonista absoluta de las nuevas tendencias de su continente, pues se calcula que el país oriental requerirá unos 200.000 profesionales para cubrir su creciente oleada.

Las piezas parecen encajar perfectamente. Por un lado, España, un país con una resentida economía y con miles de pilotos desempleados o haciendo infértiles huelgas; y por otro, una nación poseedora de una ferviente y creciente onda aerocomercial, carente de expertos profesionales en este campo.

700 puestos para pilotos en China

Así es como, muy aparte de las negociaciones que podrían estar sucediendo en busca de pilotos entre los sindicatos españoles y diferentes compañías aéreas internacionales como LAN, COPA o Qatar Airlines, el impacto mayor se dio con el ofrecimiento de Air China y Hong Kong Airlines, nada más y nada menos que 700 puestos de trabajo para pilotar sus aviones.

Adicionalmente a ello, los sueldos que ofrecen estas líneas aéreas chinas no son nada despreciables, teniendo en cuenta que los pilotos en paro pertenecían en su mayoría compañías aéreas low cost con pagos ajustados, Air China viene ofreciendo 15 mil euros al mes, (2.000 más de lo habitual en España) por un contrato de 2 a 4 años y la posibilidad de trasladarse a una base europea.

Nada mal, ¿verdad? Así que todo presagia que habrá una fuga de talentos españoles hacia oriente más antes de lo que se cree. Bien por el mercado aeronáutico mundial.

Deja un comentario