Saltar al contenido

¿Por qué Noruega no es parte de la Unión Europea?

Noruega es integrante de la Asociación Europea de Libre Comercio (AELC) desde 1960 y pertence a los pocos países de Europa Central y Occidental que eligió por mantenerse fuera de la UE (decidida por referéndum en 1972 y 1994).

El sótano de la perfección

La vida semeja idílica en un país que encabeza el Informe Mundial de la Felicidad 2017. Asimismo ocupa el tercer sitio en la lista de los más destacados países para ser mujer, resaltando la relativa igualdad de género que hay en Noruega, con una licencia de maternidad de 35 semanas al cien % del salario, o hasta 45 semanas al 80 % y un mercado de trabajo maleable con ocasiones de trabajo telemático.

No obstante, el doble atentado terrorista que padeció el país en 2011, y cuyo creador fue Anders Breivik, puso de manifiesto un inconveniente que comenzaba a ser grave: el apogeo de la extrema derecha xenófoba. Breivik vio el incremento de la inmigración como una amenaza para la pureza de la civilización europea y la homogeneidad de la sociedad noruega; mencionó que se vio obligado a accionar. Si bien este ataque tuvo un efecto choque en la sociedad noruega y el alegato populista de extrema derecha se acalló en el transcurso de un tiempo, el inconveniente persiste y el apogeo de semejantes enfoques se está propagando por toda Noruega.

Noruega busca su rincón en Europa

Noruega solicitó por vez primera su ingreso en la Red social Económica Europea (CEE) en el mes de abril de 1962, un año tras Irlanda, Reino Unido y Dinamarca. . No obstante, las negociaciones con los 4 países aspirantes se interrumpen gracias a la renuencia del presidente francés, general Converses de Gaulle, a admitir la adhesión británica. Pese a ello, estos 4 países persistieron en su vocación europea, pidiendo nuevamente su ingreso en la Red social en 1963 y firmando los Tratados de Adhesión en el primer mes del año de 1972. No obstante, en contraste a Irlanda, el Reino Unido y Dinamarca ratificaron estos tratados y se unieron a la CEE en 1973, transformándose en 1972 rechazado por el 53,5% de los noruegos en referéndum. A pesar del «no» de los ciudadanos, el país escandinavo no rechazó la opción de adhesión y volvió a pedir en 1992 para comenzar las negociaciones un año después. Otro referéndum negativo en 1994 (52,2% votó «No») detuvo el avance de Noruega hacia la Unión Europea.

La relación de hoy de Noruega con la Unión Europea se apoya en su pertenencia al Espacio Económico Europeo (EEE). Desde su entrada en vigor en 1994, este acuerdo une a los Estados integrantes de la Unión Europea con los que tienen dentro la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA o EFTA), excepto Suiza, formando un mercado interior común que permite la independencia de personas, recursos y servicios y Capital. La legislación de la UE importante para el EEE se tiene dentro a este acuerdo y se transpone a las leyes nacionales de Noruega, Islandia y Liechtenstein. El país escandinavo asimismo participa en un elevado número de agencias y programas de la UE en distintas áreas y, como integrante del EEE y EFTA, ayuda financieramente a la cohesión económica y popular de la UE. El Acuerdo EEE cubre la cooperación en áreas como la investigación y el avance, la educación, la política popular, el medioambiente, la protección del cliente, los negocios, el turismo y la civilización. Sin embargo, quedan exentas del acuerdo la Política Agraria Común y la Política Pesquera (a pesar de que hay disposiciones en múltiples puntos), la Unión Aduanera, la Política Comercial Común, la Unión Económica y Monetaria, la Política Exterior y de Seguridad Común. , y Justicia y también Interior (a pesar de que los países de la AELC forman una parte del espacio Schengen). Por ende, las leyes relacionadas al mercado europeo asimismo se aplican en Noruega

Producto 2

Este Tratado ha de ser ratificado por las Altas Partes Contratantes según sus propios requisitos constitucionales. Los instrumentos de ratificación han de ser depositados frente al Gobierno de la República Italiana a mucho más demorar el 31 de diciembre de 1972.

El presente Tratado va a entrar en vigor el 1 de enero de 1973 siempre y cuando todos y cada uno de los instrumentos de ratificación se depositen antes de esa fecha y que todos y cada uno de los instrumentos de adhesión a la Red social Europea del Carbón y del Acero se depositen en esa fecha.