Saltar al contenido

¿Que no te puedes perder en la Selva Negra?

Una ruta de senderismo muy simple conduce desde el centro de la región hasta las cataratas mucho más altas de Alemania. A poco mucho más de un quilómetro tienes siete cataratas con una altura de 163 metros, todas las que es aún mucho más bella. Hay múltiples sendas, pero nosotros escogemos la mucho más simple, que empieza en exactamente el mismo pueblo y sube hasta lo prominente de las cataratas. ¿Sabías que la energía de las cataratas se empleó para prender las primeras farolas en Alemania en 1884? Jamás te acuestes sin comprender algo mucho más.

La visita a las cataratas de Triberg es de pago. La entrada cuesta 7,5 euros por adulto y se puede conocer hasta las 22.00 horas, aun están alumbrados durante la noche (por lo menos en verano). Con un satisfactorio recorrido por el bosque, es muy simple hallar ardillas. En verdad, puedes proporcionarles de comer cacahuetes que puedes obtener en la entrada. Indudablemente se encuentra dentro de las sendas mucho más simples de llevar a cabo en la Selva Negra y vale la pena por la región. A mí en lo personal me encantó.

Titisee

Este precioso lago en la parte sur de la Selva Negra está cubierto de preciosos aledaños que son idóneos si disfrutas caminar y caminar. El Titisee es un lago glaciar que tiende a ser el personaje principal de todas y cada una de las sendas de senderismo que se tienen la posibilidad de efectuar en la región.

¿Sabías que en invierno puedes aun llevar a cabo esquí de fondo a la luz de las estrellas?

Friburgo de Brisgovia

Hospedaje sugerido en Friburgo: Aparthotel Adagio Access Freiburg. Aquí hallará una lista de hoteles en Friburgo.

Friburgo es una de esas ciudades donde te quedarías a vivir. Con poco mucho más de 200.000 pobladores y un tiempo parcialmente temperado, Friburgo se identifica por sus calles de piedras, su localización a las puertas de la Selva Negra, su ámbito relajado y joven, su deber con el medioambiente y su calidad de vida. Además de esto, no faltan monumentos visibles, como la bella catedral. Para nosotros es una visita indispensable a la Selva Negra. Además de esto, puede conocer el próximo Feldberg (para esquiar en invierno o para llevar a cabo senderismo y gozar de las vistas de la zona el resto del año) y Europa-Park, el parque temático mucho más grande de Alemania (a unos 35 km).

Mejor tiempo de viaje para la Selva Negra.

¿Visitas la Selva Negra en verano o en invierno? He estado las un par de veces: la primera oportunidad en el mes de septiembre y quedé fascinado. Recientemente volví en el mes de diciembre, con luces navideñas y un mantón blanco de nieve: pienso que me agradó aún mucho más. Y es un espectáculo inolvidable pasear por la atractiva Friburgo bajo un cielo estrellado en pos de un puesto de vino ardiente, o ver la espléndida cascada de Triberg, la cascada mucho más alta de Alemania, dicen, inundándose mientras que vuelan los copos de nieve. Da igual si es invierno o verano… Un viaje a la Selva Negra es viable cualquier ocasión. Todavía no he estado en otoño, pero me imagino que los colores han de ser excelentes.

Triberg, la Selva Negra de Alemania

Qué ver y realizar en la Alta Selva Negra

En el norte está entre las 2 ciudades mucho más esenciales de la zona. Freudenstadt, que aproximadamente significa «Localidad de las exquisiteces», hace honor a su nombre y da aire limpio, calma y hermosura. Toda la región es una armonía entre la naturaleza y el hombre.

Otra de las localidades mucho más esenciales de la Selva Negra es Baden-Baden, famosa como localidad balneario. Puede parecer extraño en tanto que es un oasis de paz y calma, pero esta localidad es muy conocida por su Casino, un recinto mítico que ha visitado varios individuos consagrados y que la actriz Marlene Dietrich calificó como “el mucho más hermoso de todo el mundo”. .