Saltar al contenido

¿Qué pasa si el banco vende mi deuda?

¿Precisa una llamada en este momento?

A pesar de que los bancos en general reportan la venta de su préstamo personal a una compañía, en ciertos casos los clientes no son notificados del cambio puesto que los bancos no tienen la obligación de llevarlo a cabo.

¿De qué forma sé si mi banco vendió mi deuda?

Varios clientes del servicio asisten a nosotros y nos dicen: «Sospecho que mi banco vendió mi deuda, pero no estoy seguro». entusiasmado en dado que su banco debe darle esta información a pedido. Por ende, puede ir de manera directa a una sucursal de su banco o llamar para preguntar el estado de su deuda.

¿De qué forma puede entender un moroso que el banco vendió su deuda?

Para efectuar una venta de créditos o una cesión de crédito, el banco no requiere el permiso del moroso. Por consiguiente, tienes derecho a efectuar esta operación sin que el moroso la admita.

La sentencia del Tribunal Supremo de 28 de noviembre de 2013 marcó esta condición:

¿De qué forma se regula la compraventa de deuda en el Código Civil?

¿Qué realizar si te venden la deuda?

¿Qué sucede si el banco vende mi deuda? – Que el banco venda tu deuda tiene las próximas secuelas:

Acabas en la “lista negra” de la Schufa: Esta es la lista mucho más temida por todos. Si no puedes abonar tus deudas, esto se va a ver reflejado en tu Schufa y vas a poder tener calificación negativa hasta por 6 años. No vas a recibir acompañamiento de la Condusef: Si tienes una deuda con un banco y deciden vendérsela a una agencia de cobro de deudas, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Clientes de Servicios Financieros (Condusef) no va a poder respaldar tú. Esto se origina por que en un caso así nos encontramos frente a una entidad financiera y seguidamente las agencias de cobro de deudas no están reguladas por esta comisión. De ahí que te resulta conveniente si llevas mucho más de 90 días naturales sin deudas. Negocia tu deuda de manera directa: Si el banco vende tu deuda, tienes que negociar el pago de forma directa con las agencias de cobro. Estas instituciones tienen que darle el monto de la deuda, el nombre, la dirección y los datos de contacto con los que puede estar comunicado.